Cumplimos 7 años, Gracias a vos!!

Revista: NEUROFELICIDAD - Creciendo como Seres Humanos y Aprendiendo a Ser  Felices

Premio en Comunicación - Federación para la Paz Universal (UPF Argentina) - Ecosoc ONU

http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/nch-global.jpg

Misión - Quienes Somos - Qué hacemos - Contacto

ADINÁMICA DE GRUPOS EN EL ÁMBITO LABORAL

Ambito Laboral: convencional, en crisis y excepcional

(Parte II)

Por Emilio Franchi Roussel*

A) Ámbito Laboral Convencional - ALC

Los miembros de este ámbito hacen expresión evidente de sus impregnaciones culturales. Recordemos que nuestra matriz cultural – MC – nos ha informado, formado y uniformado. Producto de este condicionamiento – en un principio - somos culposos individuos ortodoxos que repetimos conductas, creencias, mitos y leyendas tradicionales.

http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/jefe_autoritario.jpg Como autómatas, protagonizamos relaciones verticales de poder, al practicar polos de dominio sobre opuestos polos de sumisión. Así, el ejercicio del autoritarismo, por la amenaza o la manipulación seductora, produce resultados habituales, suficientes o pobres. Mientras el personal se encuentra afectado por: la rivalidad según cargos, categorías y funciones, la competencia entre géneros por el machismo, la desconfianza, las opresiones y los rencores, las represalias y las venganzas – manifiestas, subliminales, implícitas y crónicas – la deslealtad, la monotonía, el desencanto, el desgano laboral, las sustracciones consentidas, etc.

El rendimiento en este ámbito es regular, mediocre, pobre o aún, sobresaliente, estimulado por diversos temores: al desempleo y a la desocupación estéril; a la carencia económica para el sustento personal y familiar; a la pérdida del rol laboral que otorga significado vital, sentido a su existencia y valor al ser humano; a la soledad, sentida a menudo, como insoportable o catastrófica.

El rendimiento excesivo – desde la ilusa omnipotencia humana - por la competencia con otras empresas o grupos laborales, con dirigentes o jefes de otras áreas de la organización, determina el estrés laboral. La extrema fatiga, origen de ausentismo, rotaciones, achaques, impaciencia, irritabilidad, etc., promueve el consumo de ansiolíticos, de psicoestimulantes, medicamentos o drogas, para obtener energías suplementarias. De este modo se llega a padecer accidentes, o a la deficiencia del sistema inmunológico, origen de diversas enfermedades, que imposibilitan el trabajo.

No se puede, sin reflexión mediante, ser y comportarse de otra manera. La MC enseña y cultiva las relaciones verticales laborales y afectivas, para el crónico padecimiento compartido. Una mayoría laboralista “necesitada”, “urgida” diría, admite y cumple obligaciones y sacrificios, mientras ignora derechos, descansos y humanos placeres, gozados por la minoría dirigente complementaria.

http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/enfermo-1.jpg La mayoría actúa en sus tareas como “reclusos en trabajos forzados”, para una supuesta reparación personal, íntima e inconsciente, de culpas o delitos familiares y sociales, cometidos o imaginados. Por su parte, los patrones, programados del mismo modo por la MC, suelen actuar como “carceleros” opresivos y sin límites para determinados consumos insalubres, disfrazan arrogantes similar padecimiento, todos en la práctica de “auto-castigos”, tradicionales en el cultural estilo de vida pro-enfermedad.

Nuestra matriz cultural (MC) es culpógena, origen de resignación o práctica de lamentos, censuras y acusaciones, críticas, chismografía y lamentos, dentro o fuera del ámbito laboral. Cada uno interpreta su “tango personal”, estoicoy en silencio, o bien a diario, comparte sus pesares. Como supo describir Elliot Jaques, las organizaciones os son espacios y escenarios donde se protagonizan humanas conductas, neuróticas o psicóticas, originadas en otras épocas y otros ámbitos.

Estos grupos laborales convencionales tienen origen en la selección de personal ausente, improvisada o rudimentaria. Común rutina donde no se investiga la personalidad de los candidatos ni se valoran: su ética, sus habilidades y talentos vocacionales – adecuados para el desempeño en roles apropiados. Así, suele crearse un organigrama de cargos y jerarquías, inadecuadas y vulnerables.

En el ALC, es habitual cumplir y obedecer las conductas de la “cultura organizacional”, por medio de reglamentos, dogmas y órdenes, con límites y horarios excesivos, origen de la carencia de libertad, autonomía y creatividad. El básico compromiso es “cumplir” acorde con el criterio de las autoridades y su “cultura institucional” mencionada, donde se percibe y padece la subliminal amenaza ante la innovación y los cambios

Desde una “metáfora de la naturaleza” el común empleado, como si fuese un “árbol manzanero” - desde su peculiar talento vocacional - por diversas presiones personales, económicas en particular (pago de alquileres, cuotas de automóvil, educación de sus hijos, subsistencia de la familia, etc.) advierte cuanto padece al producir ajenas “naranjas o limones" según necesidad de la empresa, pero callado se resigna y, con el tiempo, suele enfermarse.

Todos los seres humanos, llegamos pertrechados con habilidades y virtudes, exclusivas y diferentes, como nuestras impresiones digitales. Poder desempeñar dichas destrezas habilitan ocupaciones entusiastas, lúdicas, creativas, renovadoras, y saludables, totalmente ajenas a las rutinas monótonas, al aburrimiento y al desgano laboral.

Esta realidad que compromete a cada empleado, de cualquier jerarquía, tarde o temprano, provoca una disyuntiva: ¿continuo en esta empresa convencional o me aparto hacia otra – que flexible acepte mi libertad de ser - o fundo la mía, con mi estilo personal? Tucidides supo señalar: “El secreto de la felicidad es la libertad. Pero el secreto de la libertad es el coraje”.

El trabajo autónomo significa un “salto quántico”, efecto de la valiosa introspección, voluntad y coraje, semejante al que realiza una persona tras un diagnostico ominoso, decretado desde la física clásica – de Newton y Descartes -  augurio de pocos meses de vida. Sin embargo, el “amenazado”, puede redefinir desde su conciencia, darle otro porvenir a ese dictamen, reconocer su habitual estilo de vida pro-enfermedad y tras una tarea perseverante, cumplir “contra-hábitos” saludables, para transformarse y generar un nuevo estilo de vida “pro-salud”, “milagroso” para la medicina convencional, solo comprendido por la Física Cuántica. http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/conciencia-2.jpg

La “meditación” cotidiana, que realimenta la voluntad, las energías, provee ocurrencias intuitivas y creatividad, estable una conducta “testimonial neutral, objetiva y enriquecida", que facilita aceptar la realidad - personal, la ajena, de las gentes, del universo y de la vida, tal como ella es – agradable-desagradable - como la inestabilidad de la Naturaleza, de la que formamos parte. Valor mediante, brotan las verdades, hábitos, creencias y adicciones, algunas dolorosas y archivadas, pero vigentes y nocivas, que han ocultado a las sospechadas, inusuales y extraordinarias, que anhelan su práctica – ignoradas por la MC - fundamento de un pleno desarrollo potencial y posible.

La MC estimula el desarrollo y el compromiso conductual con los centros de energía materialistas, los “chakras inferiores” obsesionados por el PODER, el TENER y EXHIBIR. En algunas personas y ocasiones, el propósito de tener con premura, habilita el precepto de que el “fin justifica los medios”, un mandato que transgrede los límites de la ética y/o de la salud. Dichos centros son: el 1º, de la supervivencia, el , de la procreación, el 3º, del ejercicio del poder y el del “pseudo-amor”. Este 4º chakra, en su sector inferior, al persistir afectado por los precedentes, por el 3º del poder, en particular, fundamenta las relaciones verticales y polares de poder-sumisión (afectivas, laborales, docentes, políticas, etc.).

B) ALC (Ámbito Laboral Convencional) en Crisis - ALCC

Cuando esto ocurre, es frecuente contratar asesores de Empresas – a menudo idolatrados como mesías o magos redentores – realizar cambios urgentes de cargos y funciones, despido de “chivos expiatorios”, para dar origen a una supuesta “nueva organización”, involuntaria reproducción y disfraz del ALC primitivo y arraigado.

Albert Einstein supo definir: “Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo. En los momentos de crisis, sólo la imaginación es más importante que el conocimiento. No podemos resolver problemas con el mismo tipo de pensamientos que usamos cuando los creamos”.

http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/reunion-crisis-laboral.jpg Además de la meditación, ya mencionada, puedo proponer reuniones grupales “pro-cambio-veraz”. Estas deberían comenzar con una descripción integra y honesta de la crisis actual. Luego, tras el grupal convenio de dominar el individualismo, los monólogos, sobrevalorados e impositivos, evitar el hábito de establecer un “chivo expiatorio”, practicar la imaginación, libre, creativa y solidaria, carente de juicios y censuras impulsivas, e improvisar ciertos ensayos de soluciones varias para advertir sus efectos y su factible puesta en práctica
C) Ámbito Laboral Excepcional - ALE

Es el creado por la previa selección de personal responsable, ético e idóneo, provisto de un “núcleo vocacional polifacético”, pleno de virtudes, habilidades y talentos naturales o bien, el posible efecto de cambio positivo desde un ALCC, transformado en un verdadero y nuevo ALE.

Al dominar un desafío por nuestras habilidades, gozamos una “experiencia óptima de felicidad” (Mihaly Csikszentmihalyi) espiritual, en su esencia, De este modo construimos confianza personal y la sólida creencia de podemos musitar “Pude-Puedo-Podré” ante todo nuevo reto o cambio. Experiencia óptima, mucho más, cuando aceptamos - desde nuestra creada y honesta madurez - miserias, vicios, trampas y debilidades personales. .

Los candidatos del ALE, son personas que al cumplir este derrotero vital, lograron construir su autoestima por medio de su voluntad, perseverancia y fe en sus propósitos; en soledad o en la membresía solidaria y cooperativa en equipos horizontales, creadores de metas y logros consensuales. http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/n-de-trabajo-en-la-oficina.jpg

Actitud que solemos comprobar en especiales equipos: Las Leonas, Los Pumas, en la Selección de Fútbol Argentino, en el personal de zonas inhóspitas, en los de convivencia en la Antártida, en los de Fuerzas de Seguridad, anti-terrorismo y/o secuestros.

En este ámbito los seres humanos actúan, ahora sí, desde la parte superior del 4º chakra cardíaco, del “amor incondicional” sin expectativas, desde el 5º, el laringeo, de la expresión auténtica y plena, desde el 6º, de la clarividencia, y aún en ciertos casos extraordinarios, desde el de la conciencia de iluminación extraordinaria.

Espirituales conductas por efecto de la introspección meditativa, el dominio de los hábitos materialistas, el desapego del TENER para por fin SER. Así, todo ser humano y sus grupos pueden SER, para la práctica del “Poder del Servicio” hacia la empresa toda, a cada uno de sus miembros, a sus proveedores, a sus clientes, a toda otra persona y aún, a sus competidores, apreciados como seres dignos de respeto, consideración y derechos.

http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/liderazgogenuino.jpg El SER de la persona auténtica, actúa como faro de atracción que enseña, en modo socrático, como un líder que estimula el pleno desarrollo de personas y multitudes, nutridas psicobiológica e intelectualmente, para el pleno empleo de sus habilidades.

Son ejemplos de “un SER” especial: Cristo, Buda, Sócrates, Mandela, Tsunesaburo Makiguchi, humildes promotores de la total entrega de sus talentos para el servicio solidario “urbi et orbi”, por sus frutos, para la co-creación de conocimientos, la concreción de racionales propósitos consensuales, hacia horizontes humanos de excepción.

Este ámbito excluye la sobreprotección, la dirigencia opresiva, las relaciones verticales, los “chivos expiatorios”, útiles para adjudicar errores y fracasos, miserias, debilidades y vicios humanos, que a todos nos comprometen.

En este contexto laboral, es común reconocer al candidato dispuesto a su desempeño como “chivo expiatorio”. Esto es preferible a ser un “ente anónimo”, una “cosa” causa de marginación e indiferencia. La arcaica conducta del “chivo” impide o intoxica las ideales relaciones anheladas: de la horizontalidad equitativa, cooperativa y solidaria, origen de sentimientos de interés y pertenencia. Cuando esto sucede es posible la asistencia y el “servicio espiritual” de las necesidades de todos, dentro y fuera de la organización, en las familias y en todos los vínculos humanos inusuales.

Control Psicobiológico del Ámbito Laboral

Durante el trabajo interactúan hormonas psicobiológicas, positivas y negativas, por y en las vías sanguíneas, neurales, linfáticas y salivales.

Sus niveles y alternancias expresan el estado variable de “salud-enfermedad” del personal. Esto requiere la evaluación clínica (anual si es posible) de los siguientes factores:

                                                   Negativas                      Positivas

Adrenalina ………………………………aumentada                    normal                          

Noradrenalina …………………………aumentada                     normal

Cortisol…………………………………...aumentado                      normal

Vasopresina…………………………….aumentada                      normal

Serotonina……………………………….disminuida                       normal

Dopamina..……………………………...disminuida                       normal

Acetilcolina……………………………...disminuida                       normal

Oxitocina ……………………………….. disminuida                      normal

Endorfinas…………………………….....disminuidas                      normales

El exceso de cortisol, de adrenalina, noradrenalina y vasopresina, espresan el estado de estrés. La serotonina disminuida señala: tristeza, depresión e irritabilidad. La dopamina pobre, expresa el displacer y posible anticipo de Enfermedad de Parkinson. La merma de la acetilcolina, que indica problemas cognitivos y de memoria, puede ser un posible presagio de enfermedad senil.

http://www.e-neurocapitalhumano.org/imagenes/grupos_de_trabajo.jpg Los niveles normales de la Oxitocina, de la Dopamina, de la Serotonina, de la Acetilcolina, de las endorfinas (analgésicas y euforizantes) como la normalidad en las de riesgo mencionadas, pueden confirmar al ALE (Ámbito Laboral Excepcional), de cooperación solidaria, de pertenencia y entusiasmo, de creatividad lúdica, de respeto mutuo, de obligaciones y derechos equilibrados, donde cada uno puede SER, pleno y alegre, próspero y humorístico.
* El Dr. Emilio Franchi es médico Medico Psicoterapeuta Transpersonal . Especialista en psineuroinmunoendocrinología. Te invitamos a leer la Entrevista que le realizamos para la edición Nº 10 de la revista. Su correo es: franchiro@gmail.com

Compartir
print.gif friend.gif
IMPRIMIR ENVIAR
 

 
Powered by Eurofull Mendoza
Politica de privacidad